Opinión

El PRO-Catamarca con gobierno de facto y flojo de papeles en un día clave

Editorial

Elecciones 2021

Con las fechas preelectorales ya establecidas, tanto para las elecciones primarias, simultaneas, abiertas, obligatorias como para las generales, la mayoría de los partidos políticos de Catamarca adecuaron sus estructuras dirigenciales a los acontecimientos cívicos más importantes del año 2021. Todos los hicieron, algunos haciendo indudables esfuerzos y otros directamente optaron por atravesar caminos oscuros, que no muestran otra cosa que las miserias humanas, capaces de apelar a cualquier subterfugio, eludir las leyes partidarias, Carta Orgánica, leyes federales y lo que sea con tal de aferrarse a alguna cuota de poder o obtener algún cargos, de la peor forma posible.

Es necesario que la sociedad en su conjunto tenga conocimiento total de las cosas que son capaces de hacer quienes actualmente detentan algún cargo representativo, lo quiere mantener o aspirar o otro. De ese modo, las artimañas y a la mala fe se ponen de manifiesto de la peor manera, tal como es el caso del PRO en la provincia de Catamarca donde literalmente se produjo un golpe de estado partidario nunca antes visto. Por supuesto que como hacen los tilingos, la culpa de todo la tiene la pandemia. Esa es la remanida excusa para llevarse todo por delante ante el inexplicable silencio de las autoridades partidarias nacionales y especialmente de Patricia Bullrich, cuya buena imagen se diluye de manera sorprendente en Catamarca ¿Por qué a pesar de la denuncias y las pruebas contundentes demora la intervención del partido?

Gobierno de facto

Literalmente hoy en Catamarca, el PRO es un partido político tomado, quienes se apropiaron de la estructura partidaria tienen el rango similar al de los usurpadores de títulos y propiedades, o asociándolo a una dictadura, es decir a un gobierno de facto donde además prima el nepotismo. Conductas inexcusables, dolosas, inaceptables, tan frecuentes en tiempos de pandemia. Enrique Cesarini, Natalia Saseta y Carlos Molina, los máximos responsables del atraco partidario no tienen vergüenza y dan vergüenza ajena, ya que han sumido al partido del cambio y de la transparencia en una estructura vulgar, donde es imposible ejercer derechos políticos de ninguna índole, ya que con sus artimañas, mala fe y golpes bajos, no han hecho otra cosa que tergiversar el espíritu del fundador, el ex Presidente Mauricio Macri. Han pretendido erigir la autoridad partidaria en un gobierno de facto.

Pero lo más llamativo del caso es que lo hacen bajo el paraguas de las autoridades nacionales partidarias que miran para el costado, llamativamente y mucho más, la Presidenta del PRO, Patricia Bullrich, que goza de buena imagen y que tiene muchos seguidores tanto en el NOA como en toda la región metropolitana y resto del país. Todo lo contrario de lo que hizo en la provincia de La Pampa donde al comprobar las graves irregularidades en la Asamblea, procedió a la intervención partidaria con desplazamiento de autoridades. ¿Por qué en Catamarca no se procede de la misma forma, donde el PRO claramente tiene un funcionamiento irregular? Es evidente que está muy mal asesorada, porque han llegado numerosas notas de distintas agrupaciones donde se le hace saber en forma fehaciente el estado de situación partidaria y no es de ahora, sino desde hace unos cuantos meses.

Las irregularidades que se están cometiendo han sido enumeradas antes de ahora por una agrupación o línea interna, y actualmente por otra línea opositora, la Lista N° 50 que elevó un pedido de intervención y que mantiene aspiración partidaria de participar en la renovación de autoridades, en la asamblea de delegados y en la conformación de alianzas, todo lo cual ha sido vedado de una manera burda, tal como lo explica el apoderado de la lista en un escrito presentado ante las autoridades partidarias a nivel Nacional y ante Patricia Bullrich, presidente del PRO.

Cabe recordar que los mandatos de quienes están en la misa y pretenden en simultanea estar en la procesión, están vencidos, como se dice en el punto 1). Los actos que pueden realizar son menores y en modo alguno tienen facultades para acordar alianzas con otros partidos, algo que no es menor según el apoderado tal como lo expresa el Dr. Carlos Rosales Vera en el escrito en análisis.

Con los mandatos vencidos y al intentar renovar los delegados a la asamblea se produjeron una serie de situaciones anormales, algunas que superan lo ridículo a las que resulta difícil de describir por desopilantes que se presentan. La burda maniobra consistió en auto elegirse, para lo cual no respetaron ni los métodos de convocatoria, ni los plazos de convocatoria, ni tuvieron en cuenta la escasa o nula conectividad del interior provincial, que no permite sesionar con normalidad. De ese modo se tergiversó la representatividad, el quorum y las mayorías y se tomaron decisiones trascendentes con evidentes vicios de la voluntad y vicios en el derecho, todo lo cual hace que los actos realizados sean nulos de pleno derecho anulables por vía de petición judicial.

Vergonzoso nepotismo

Los delegados convocados son los mismos que integran la Lista 33; Molina Olivera, Carlos; Saseta Gisell Verónica; Rementeria Ivana Betsabe; San Román Molina, María José; Argañaraz Fernanda Analía y Argañaraz, Graciela Yolanda. parecía haber cumplido con el cupo femenino pero aun faltaba el mayor  condimento.

Para sorpresa de todos, la lista indicada, es en realidad un festival de nepotismo cruzado, a saber: Carlos Molina Olivera es tío carnal de María José San Román Molina; Fernanda y Graciela Argañaraz son tía y sobrina, pero resulta que Graciela Argañaraz es a su vez la madre de la candidata a presidente… ¿Es esto una PROPUESTA REPUBLICANA? Hay más material para completar el álbum de la vergüenza partidaria. Y no sólo eso, Carlos Molina se ha autoproclamado fundador del PRO en Catamarca, dando a entender ser propietario del partido y de los cargos. Otro disparate propio de los señores feudales. La realidad es que está desesperado por un cargo jerárquico para después votar a favor del corpaccismo.. Es decir quiere seguir chupando de la teta del Estado.

Gisell Verónica Saseta es hermana de Natalia Saseta, candidata a Presidenta; A su vez ésta última y Fernanda Analía Argañaraz son primas hermanas por ser ella hija de un hermano de la madre. ¿Se entiende? Pero hay que separar los tantos cuando dicen que la política es sucia, la política es una ciencia y los políticos son estos, los que se burlan de la gente que sufre, se mofan de todos y se ríen de la sociedad. Estamos hablando de políticos que en uno días pretenderán armar una lista para convencer al electorado que los votos, que ellos son los buenos de la película ¿Por favor! ¡Sepa el pueblo votar! y sepa Patricia Bullrich actuar.

Otra grave irregularidad, tal como lo dijimos más arriba, al esquivar los mecanismo de convocatoria, ignorar la constitución de la asamblea y por ende organizar un «quorum familiar», dice el el apoderado en su escrito pidiendo la intervención del partido «Si se toman en cuenta la cantidad de votos emitidos en ocasión de la convocatoria  a los Diecisiete delegados hubo catorce validos, porque tres no asistieron, hubo tres negativos y once afirmativos, de los cuales la familia aportó con los cinco votos propios más dos que resultan de la actual conducción del PRO Enrique Cesarini, que pertenecen a la mismo estructura (Son la Lista Oficial 33) , se trata de la señorita o Señora Rementeria y el Señor Moreno.

Asamblea & vicios

Dice y repite el letrado apoderado de la Lista 50, «Digo, de ONCE VOTOS FAVORABLES, SIETE SON DE UNA MISMA LISTA QUE PARTICIPA DE UN COMICIO SUSPENDIDO. Más claro IMPOSIBLE. SE PRORROGARON LOS MANDATOS PARA LOGRAR DE FACTO, DE MANERA AUTORITARIA LA LEGITIMIDAD QUE NO HAN OBTENIDO EN LAS URNAS PARA SER LAS AUTORIDADES DEL PARTIDO».

En el punto, el letrado apoderado de la Lista N° 50 recuerda a las autoridades partidarias que la candidata a presidir la Junta Ejecutiva por la Lista 33 presenta una CAUSA ABIERTA EN LA JUSTICIA por una denuncia que implica un hecho de corrupción de los más bajos de la política, como es retirar un porcentaje de sueldo a los empleados; ello y solo ello, llevo a presentar la lista para evitar que la identidad partidaria se vea involucrada en hechos de corrupción.

Hechos inexplicables

Al mismo tiempo llama poderosamente la atención cómo un dirigente de la talla de Horacio Rodríguez Larreta recibe a un oscuro y vidrioso dirigente, organizador de un gobierno de facto en el partido Propuesta Republicana en Catamarca, nos referimos al abogado Enrique Cesarini. También nos preguntamos desde éste editorial como fue posible que el Senador Oscar Castillo (UCR) se haya prestado a realizar una reunión de esas características los mismo que Francisco Monti, Presidente del Comité provincia de la UCR, partido que tradicionalmente se ufana de respetar las institucionalidad de la república y permite que sus dirigentes partidarios se tomen estas licencias que la vista de todos, resultan inaceptables y que demuestra a las claras, que más que servir al pueblo, están abocados a armar un contubernio de reparto de cargos electivos, que una verdadera y autentica alianza política opositora.

Flojo de papeles

Por último se observa que jurídicamente no cumple los requisitos para sellar alianzas y políticamente constituye una irregularidad grave, que afecta la vida institucional del país y lo peor es que pone en duda la organización del sistema de representación política, uno de los pilares básicos de la democracia republicana. Es un partido político flojo de papeles. Es de esperar que las autoridades partidarias a nivel nacional pongan orden e intervengan el partido PROPUESTA REPUBLICANA – CATAMARCA y que la buena reputación de la presidente del PRO, señora Patricia Bullrich esté a la altura de las circunstancias.