Sociedad

Minerales radioactivos en Agua Rica amenazan los departamentos de Andalgalá y Pomán

La presencia de metales radiactivos en la localización del proyecto de Agua Rica es una muestra categórica de la extrema gravedad de lo que representa una explotación minera sin considerar el riesgo hídrico que conlleva, de la impunidad que manejan las empresas multinacionales extractivitas y como de lleno están los ciudadanos a quienes les afecta directamente.

El Consorcio MARA, empresa Minera Agua Rica es un yacimiento de oro, cobre, plata y molibdeno, que se encuentra a solo 17 km de la ciudad de Andalgalá. La minera canadiense Yamana Gold se encuentra a cargo del proyecto de cobre y oro Agua Rica, la cual utilizará las instalaciones e infraestructura de Minera Alumbrera. La integración llevará el nombre de Minera Agua Rica y Alumbrera (Mara). Ésta invertirá aproximadamente US$2.500 millones y participa con el 56,25%, mientras que Glencore tiene el 25% y Goldcorp posee el 18,75%.

La batalla contra la polución radioactiva

El empleo diario de miles de kilos de explosivos en un valle cerrado como es Andalgalá, condena a los ciudadanos a respirar una polución radioactiva mortal. Esto se proyecta también al Departamento de Pomán, porque los vientos arrastran hasta 140 km en línea recta esta polución.

A continuación la Geofísica Aérea muestra realmente cómo la minería a cielo abierto contamina con Uranio y Torio. Filo Colorado es un yacimiento pegado al de Agua Rica, por lo cual el veneno es el mismo para ambos.

Fuente: Servicio Geológico Minero Argentino.

Esta “fotografía” se tomó desde aviones que, volando a baja altura, en líneas paralelas y con aparatos especiales, captaron  la radiación gamma del Uranio y el Torio que están en rocas bajo la superficie terrestre. El color rojo de esta imagen significa Uranio.

La radiación Gamma es de frecuencia muy alta y se encuentran entre los más peligrosos para los seres humanos, al igual que todas las radiaciones ionizantes, al ser ondas de alta energía capaces de dañar las moléculas que componen las células, lo que puede ser causa de diversas enfermedades como el cáncer, entre otras enfermedades degenerativas.

Cuando se realiza la explotación a cielo abierto, las detonaciones que trituran la roca levantan nubes de polvo que contienen el Uranio que luego cae sobre las poblaciones. La erosión natural provocó que lentamente, en millones de años, el Uranio y el Torio, además de los restantes minerales, se redistribuyeran en la superficie hacia los terrenos más bajos.

El Uranio es muy soluble en agua y su drenaje normal nunca había causado problemas a los seres humanos hasta que llegó la mega minería que sin control contamina con los minerales radioactivos y tóxicos, el aire, agua y suelos de extensas regiones.

En una entrevista con El Pucará, Roberto León Cecenarro, defensor del agua del Nevado del Aconquija desde hace más de 20 años, oriundo de Andalgalá, explicó que no solo se viola la Ley General del Ambiente y la Ley de los Glaciares, sino que además la Ordenanza N* 029/16 de prohibición de la mega minería en la cuenca hídrica del río Andalgalá, la cual  “tiene un fallo adverso de la Corte, que sentó jurisprudencia y está en plena vigencia la parte resolutiva del fallo del más Alto Tribunal del País, nos referimos a la sentencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación del 02/03/16 que hizo lugar a un amparo presentado por los vecinos de Andalgalá. Una medida cautelar de prohibición a Agua Rica dictada en 2016 por el Juez de Garantías de Andalgalá”.

La Corte falló con el por vía de revisión de aplicación de las leyes federales y constitucionales, que es la auténtica misión del Tribunal, descartando el Amparo, al que calificó de Recurso de Hecho. Cabe señalar, que los vecinos habían sufrido el rechazo del Recurso Extraordinario y y la Corte abrió la instancia por el último recurso, que era ir en Queja. El falló ordenó a la Corte de Justicia de Catamarca que enderezara el fallo al dictado por el máximo tribunal y el máximo tribunal provincial, en vez de hacerlo, remitió las actuaciones al Juzgado de Andalgalá que no ajusto la manda de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, devolvió el expediente y la Corte de Justicia se klo remitió al Juez de Belén que también se declaro incompetente.

De ese modo, ante el silencio del gobierno de Lucía Corpacci, Catamarca desobedeció la manda judicial y siguió adelante con el proyecto y el esfuerzo descomunal de los vecinos se diluyó por la negligencia del Poder Judicial de la provincia de Catamarca, que a través de la Corte de Justicia, por su grave omisión de ajustar el fallo a nivel provincial, se convirtió en funcional a la explotación de la mega minería en detrimento de los más elementales derechos humanos esenciales de los pueblos, como es el derecho humano al agua, con reconocimiento expreso de la Naciones Unidas.

Cualquier proyecto minero en la cuenca Sud del Aconquija condena a muerte y desaparición a la población de Andalgalá. En Chile en la mina Chuquicamata, donde a la población se la trasladó 140 km al norte a la población de San José de Calama, tercera Region de Antofagasta, es el mismo caso de la gravedad de la polución generada por las explosiones diarias”.

La Minera presentó su primer informe al impacto ambiental en el año 2007 y lo aprobó la provincia de Catamarca en el 2009. En el mismo, indicaban que iban a utilizar entre 70.000 y 100.000 kilos de explosivos diarios durante un periodo de 25 años aproximadamente. Este proyecto fue anulado por la Corte Suprema de Justicia de la Nación en 2016, por lo cual la empresa empezó a realizar un nuevo informe que todavía no ha sido presentado. No obstante la Corte Suprema de Justicia de la Nación ha dicho que resulta improcedente que la misma empresa minera que está al frente del proyecto, sea la encargada de hacer un informe ambiental.

“Nosotros accedimos a una serie de información que ellos van a mandar y se habla que el proyecto es 3 veces más grande que aquel originario. El drama es que va a pasar los 365 días del año durante los 28 años que está previsto ahora el nuevo proyecto llamada Minera Agua Rica y Alumbrera (Mara). Lo grave es que el proyecto está localizado entre 2.800 y 3.000 metros sobre el nivel del mar y Andalgalá está en un valle cerrado, muy angosto, en forma de una herradura con farallones que están superando los 4.000 metros de altura, por tal motivo la polución que se genera con las explosiones no se va a ir a ningún lado, no te da opción de supervivencia, va a volver hacia el sur, por ende a la población de Andalgalá y sobre todo Pomán ”, apuntó Cecenarro.

El agua en zona mineralizada

En cuanto al contacto del agua con la zona mineralizada, Cecenarro indicó que “es gravísimo porque el rio Andalgalá se forma el rio Mina, el rio Candado y el rio Blanco, el cual el Minas es un rio que viene puro sin contaminación y atraviesa toda la zona mineralizada que al entrar allí sufre una contaminación muy fuerte y consistente que le baja el pH a valores muy ácidos, aproximadamente del 2,8 y es lo que nos salva a Andalgalá porque después cuando se une con el rio Candado y con el rio Blanco esos dos son muy alcalinos entonces hay una neutralización natural”.

En ese sentido agregó que “la Minera tiene previsto levantar el agua del rio Minas y darle otro destino, eso compromete peligrosamente a Andalgalá porque no tener ya el aporte acido que neutraliza los dos valores alcalinos de los otros dos ríos obviamente nos condena a consumir agua contaminada y es tan peligrosa que sea alcalina como acida. Ellos si o si tienen que sacar el agua del rio Minas».

“Ellos, violando todas las leyes con la impunidad que le da el gobierno de Catamarca, están perforando todo el cerro ya que allí están destruyendo la zona glaciar y peri glaciar. Es gravísimo porque esa perforaciones, además de contaminar, nos compromete, porque la idea de la Minera es utilizar esos posos de perforación para sacar el agua, es el mismo proyecto que tuvo alguna vez Alumbrera y necesitan 100 millones de litros de agua por día como mínimo. No tienen agua como Alumbrera lo tuvo alguna vez porque ellos secaron todo el agua fósil que había en ese depósito inmenso. Hoy no tienen otra posibilidad de usar agua robándosela a la propia Andalgalá donde extrae la extrae para mandar todo eso por un mineraloducto que después va a Tucumán con todo los concentrados minerales en estado líquido y arrastra todo los barros concentrados”, concluyó.