Fiambalá

Fiambalá, entre la codicia y la buena memoria

Nota Editorial
A siete días del acto comicial, el oficialismo municipal está frente a un cuesta arriba que le es muy complicado transitar, la pésima gestión de quien gobierna Fiambalá y busca su reelección, más el reloj que hoy más que nunca “es un enemigo que mata huyendo”, son los principales obstáculos, entre otros que el Frente de Todos tiene en la recta final de la campaña política.

Esta realidad que también lo saben los “popes” de la capital, les preocupa y para eso están usando medios de comunicación  provincial, controlados con la pauta publicitaria, en el que difunden encuestas falsas, con la intensión de confundir al electorado Fiambalense, que en las elecciones PASO dejó un aviso negativo al oficialismo

Todo el arco político del Frente de Todos es consciente que  la mala gestión del gobierno municipal complicó bastante la reelección de la odontóloga Roxana Paulón y que el ‘triunfo asegurado’ no existe en los números reales internos, motivo por el cual en estas últimas horas se incrementó el desfile de vehículos oficiales y otros privados de carga perteneciente a punteros políticos o funcionarios, tapados con carpas y en altas horas de la noche o madrugada, circulando con materiales de todo tipo hacia las localidades del norte y en el mismo Fiambalá para ser repartidas en algunos pobladores selectos y de esa manera intentar volcar la inclinada balanza que no favorece para nada al oficialismo Fiambalense lo cual está demostrado en cada acción encolerizada que se observa a simple vista.

De la misma forma sucede en las redes sociales, cuando alguna persona realiza una publicación que no sea del agrado oficialista, inmediatamente y en forma corporativa, funcionarios de tercera categoría, fanáticos y algunos militantes, salen con los ‘tapones de punta’ sistemáticamente a contestar o en algunos casos agrediendo a suscriptores de las redes sin tener en cuenta la libertad de expresión que ellos tienen democráticamente. Contexto que también se replica en los sumisos medios de prensa que «limosnean» de las pautas de gobierno a cambio de la obsecuencia.

Lo cierto es que al parecer la mandataria municipal aún resiste o niega en darse cuenta que su mala gestión, cuestionamientos, malos  manejos, soberbias y otros tantos calificativos, tienen nombre y apellido, gente que aun los mantiene inexplicablemente a su lado, ‘calentándole los oídos’, mientras de a poco se le escapa un gobierno que le costó más de dos décadas recuperarlo y que por culpa de algunos (no todos) soberbios, sinvergüenzas, con una pesada mochila que cargan a sus espaldas de transgresiones a la ley, aún siguen ‘como si nadie los conociera’, acarreando al fracaso como lo hicieron con otros intendentes de distintos signos políticos del departamento, quienes fueron víctima de esos mismos verborrágicos personajes o ‘payasos de la política’ que los empujaron al abismo con sus actos de corrupción y que terminaron en una frustración con características similares a lo que podría suceder en Fiambalá.

El gran defecto de la odontóloga Paulón fue mantener a cuervos que finalmente terminarán comiéndole los ojos (por sus antecedentes), los cuales ocupan cargos que diariamente están muy cercanos a ella y que en la actualidad se transformaron en una barrera impenetrable para nuevos militantes o trabajadores políticos que surgen con ideas nuevas, pero que jamás podrán tener un protagonismo real dentro de la plataforma de gobierno, sino que serán parte del aprovechamiento político para seguir manteniendo a unos cuantos ‘vividores’ que el único bien que hacen está dirigido a sus allegados,  familiares o sus ya abultadas cuentas personales.

A raíz de esas y otras cuantas falencias sirvieron para que la oposición que lo lidera Bernardo Quintar creciera a grandes pasos, es por ese motivo que con grandes inversiones en pautas publicitarias se intenta de cualquier manera que esa realidad no se conozca, por nada del mundo, fuera de Fiambalá y así evitar que todos sepan que en Fiambalá el oficialismo está al borde de una catástrofe política que dejará muchos señalados en el camino, de los cuales algunos nombres ya están primeros en la lista, a quienes no se los puede calificar directamente con una frase vulgar para no ofender a sus sagradas madres en su día.

Esta Nota Editorial fue originalmente publicada en el diario elabaucandigital.com el 20 de octubre de 2019.